martes, 27 de mayo de 2008

Discrepo con el Serrat, prefiero...







el centro de la ciudad al barrio,
allí me busco la vida en el Rastro,
que es: Cosmopolita y Barato.
Y puestos a preferir, prefiero:
un buen calcetín de primera mano.
He visto como actúan los ricos;
son ricos, por presumir de dinero,
si te pueden dar tres,no dan veinte y,
¡agárralas por si aún se arrepienten!
y puestos a preferir, prefiero:
me asomen por la nariz, tres pelos.
Me curro la Ruta del Pan Duro,
mi preferido quehacer cotidiano.
Cada bombo me da veinte duros
si lo divido por los días del año y,
antes que preferir lo de otro,
prefiero ser como la flor de loto.
Es cierto que la rica basura
en la bolsa cotiza pujante,
y quien más dinerito consigue,
sus colegas lo llaman: ¡Magnate!
y yo, que vivo tocando este palo,
mis colegas me llaman: ¡Mangante!
Lo que será de mí algún día
con humor lo voy a ir escribiendo,
pues, que viva en La PLata o en la Gran Vía,
es una triste cuestión de conceptos,
y el día que ya no este para bromas,
me digan: ¡adiós, Maestro Carcoma!
Publicar un comentario