martes, 18 de septiembre de 2012

EL COLECCIONISTA


De palabras deshonestas  
De palabras asquerosas
De estúpidas palabras
De palabras con sonoras sacudidas 
De palabras sinfónicas
De palabras de loables preceptos
De amables palabras
De palabras con causa
De palabras con efecto
De afinadas palabras
De palabras que laceran
De huecas palabras
Las puso en venta
y no las quiso nadie
Hizo un poema
y le sobraron palabras
Las  envolvió con ternura y esmero
en papel de aluminio
y las puso en la nevera
para que se conservaran
hasta que surja el próximo poema.

Publicar un comentario